domingo, 11 de enero de 2015

Dehesa



Acuarela sobre papel Fabriano (62x46)


              Corre feliz el choto por el prado,
              ajeno aún al dolor y a la tristeza,
              sintiendo ya que brota en su cabeza
              el cuerno temeroso y afilado.

              Siente su corazón todo inundado
              de un ansia nueva que a crecer empieza
              y siente concentrarse su fiereza
              en el joven testuz ensortijado.

              No sabe cómo fue, cómo ha surgido
              este imprevisto afán, este ardimiento,
              y lanza loco un cálido mugido.
              Siente un febril impulso, un gran contento,
              mira y contempla todo sorprendido
              y da el primer embite para el viento.

             Choto de Rafael Morales

viernes, 2 de enero de 2015

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...